Ecografía en Madrid

Las ecografías son unas de las pruebas más utilizadas por los médicos para conocer exactamente el estado de salud de un paciente. Se trata de una prueba de diagnóstico de imagen la cual permite observar con exactitud cualquier parte del cuerpo. Gracias a distintas ondas sonoras que se van transmitiendo por un transductor, esta rebota la imagen de la zona tratada para hacer que posteriormente la imagen sea obtenido por los ordenadores y que el profesional pueda observar con sumo cuidado todo lo encontrado allí.  Esas ondas que se rebotan en la imagen son de diferente tamaño y hacen que sea posible diferenciar muy claramente las zonas líquidas, gaseosas o mixtas.

En cuanto a los tipos de ecografías, son tan variados como se deseen. Si bien es muy frecuente obtener una ecografía de embarazo para conocer el estado de gestación del bebé, la realidad es que se pueden obtener en distintos sitios.  Hoy en día es posible acceder a unas ecografías 3D/4D que ayudan a observar el desarrollo del bebé de manera mucho más “real” y en varias dimensiones.

Por ejemplo, se podrían optar por ecografías mamarias para conocer si existen o no posibles tumores en la zona, ecografía tiroideas para observar el estado de la glándula tiroides en un paciente, o una ecografía abdominal, la cual, permitirá obtener con mayor detalle información sobre el hígado, vesícula, páncreas, bazo, riñones y vejiga.

Generalmente no existe ningún tipo de riesgo a la hora de realizar una ecografía ya que en ningún momento las ondas penetrarán en el interior del paciente. Por otro lado, las ecografías tienen la contra de que por no penetrar tanto sus ondas, en algunas ocasiones no es capaz de detectar todas la patologías existentes en una zona.

Dependiendo del tipo de ecografía, se le puede solicitar al paciente que llegue al día del estudio con algún requerimiento especial, como por ejemplo, el beber al menos dos litros de agua previos a una ecografía abdominal o el ingerir alguna medicación especial de conducto para que las zonas se puedan visualizar mejor. El técnico encargado de la ecografía le informará previamente si hace falta algún hecho en especial o no.

Cabe destacar también que dentro de las ecografías existe el llamado ecodoppler arterial, un tipo de ecografía cardíaca que ayuda a observar el corazón y todos los vasos sanguíneos, muy útil para conocer si hay algún tipo de arteria obstruida o no.

En todos los casos, será el médico especialista el que envíe o recomiende la realización de una ecografía en una zona en especial.

La duración de las mismas puede variar por la zona, pero nunca va a superar los 45 minutos. Los resultados junto al informe médico se entregarán a las 24 o 48 horas según los parámetros de la clínica.

En SmartSalus hemos diseñado distintos planes de estudios médicos de ecografía en Madrid para ti. Ingresa en cualquiera de ellos y conoce exactamente todas las características. Recuerda que todos nuestros planes son sin listas de espera para que puedas realizarlos en el momento que desees.

 
Leer más
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar Más información