Úlcera Corneal

Una úlcera corneal es una erosión o llaga abierta en el tejido frontal transparente del ojo que recubre el iris y la pupila es decir, la córnea. Esta dolencia puede haber sido causada por una infección ocular o como complicación de otra enfermedad como el ojo seco o cualquier otro problema visual.
 

¿Cuáles son las causas de la úlcera córneal?


La úlcera corneal puede ser causada por distintas clases de infecciones:
    - Bacterias: Este es el caso frecuente de los pacientes que usan lentes de contacto prolongadamente. La infección de queratitis por acanthamoeba es común en los usuarios de lentillas y en concreto en aquellos que hacen sus propias limpiezas caseras.
    - Virus: El herpes simple es el virus que causa ataques recurrentes, ya sea por estrés o trastorno en el sistema inmunitario y puede producir llagas en la córnea. También pueden llegar a provocarlo el virus del herpes zóster o el que causa la varicela.
    - Hongos: Esta infección puede surgir por un uso inapropiado o bien de las lentes de contacto o bien de las gotas para ojos. La entrada de algún elemento relacionado con plantas o hierbas puede también llegar a infectar la córnea con la infección de la queratitis fúngica.
    - Parásitos: La infección por parásito es principalmente provocada por una ameba microscópica y unicelular, la acanthamoeba, que podemos encontrar en el agua dulce y en el suelo. Puede causar graves infecciones en los seres humanos.

Otras causas menos comunes de la úlcera la córnea las encontramos en el lagrimeo constante provocado por un traumatismo en el ojo, la parálisis de Bell o el Síndrome del ojo seco.

¿Cuándo es conveniente visitar a un especialista?


Si siente visión borrosa, hinchazón, una mancha blanca en la córnea, lagrimeo o cualquier anomalía, dolor o enrojecimiento, no dude en visitar a un especialista. Si sospecha que puede estar padeciendo esta infección, consulte a su oftalmólogo quien tomará una pequeña muestra de tejido para reconocer la clase de virus y poder tratarlo adecuadamente. Es importante tratar esta dolencia con la mayor brevedad, puesto que si no los daños puedes ser irreparables y puede llegar hasta la pérdida de visión.

¿Posibles tratamientos de la úlcera corneal?


El tratamiento depende generalmente de qué tipo de infección haya contraído. La úlcera se trata principalmente con gotas antibióticas o antivirales. Si ha sido contagiado por hongos, el médico le puede recetar medicación para radicar los hongos, ya sea en comprimidos o en inyección. En cualquier caso consulte con el especialista antes de comenzar o detener cualquier tipo de tratamiento.
Leer más
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar Más información